Receta de galletas danesas de mantequilla, muy fáciles y exquisitas

Aprende cómo hacer galletas de mantequilla paso a paso

¿Te gustan las típicas galletas danesas de mantequilla? ¿No te agradaría prepararlas en casa? Pues no es para nada complicado y quedan deliciosas. ¡Atrévete con esta receta!

Cómo hacer pastisetas o galletas danesas

¿Te gustan las galletas de mantequilla? También conocidas como pastisetas, estas deliciosas galletas de origen danés tienen mucha mantequilla, como es de suponer. Y, por ende, son riquísimas. Si bien la receta original es inigualable y nada como comer las que se hacen en dicho país, también es cierto que las puedes preparar -y muy bien- en tu casa. ¿Te animas a probar dos deliciosas versiones?

Receta #1: Con masa estirable

Esta receta de galletas danesas se hace estirando la masa, que se guarda en frío y se deja reposar. Encontrarás seguramente esta versión y también las que se hacen directo desde una manga. Aquí te vamos a presentar ambas. Comencemos por la que se deja descansar y, por ende, lleva un poco más de tiempo. ¡Adelante con el paso a paso!

Ingredientes

  • 150 gramos de mantequilla pomada
  • 150 gramos de azúcar glas
  • 250 gramos de harina
  • Un huevo
  • Esencia de vainilla
  • Una pizca de sal
  • Una cucharadita de levadura de repostería o polvo de hornear

Preparación

  • Para hacer esta masa danesa comienza batiendo la mantequilla con el azúcar glas. Una vez que se integren formando una especie de crema, añades la esencia de vainilla y el huevo. Sigue batiendo hasta integrar.
  • Ahora es el turno de incorporar la harina con la levadura, todo previamente tamizado. Sigue mezclando hasta que se forme una masa lisa y pareja.
  • Deja enfriar por lo menos una hora. Estira la masa y corta las galletas con forma. O simplemente toma pequeños bollitos y forma las galletas con las manos. Coloca en una fuente y lleva a horno a unos 180° durante 15 minutos, aproximadamente. O hasta que estén levemente doradas por encima.
  • Ahora toca dejar que se enfríen y ya tendrás tus galletas listas para comer. Puedes pasar una por una por azúcar granulada para que le quede ese toque característico de las galletas danesas.

Receta #2: La tradicional con manga

Desde luego, existen otras recetas de pastisetas que te permitirán hacer galletas de mantequilla danesas. En esta ni siquiera tendrás que estirar la masa, puesto que la hacer directamente con una manga o boquilla que te permitirá colocarlas directamente sobre la placa de horno. Sigue estos pasos y pruébalas en casa. Verás que ambas son deliciosas y no sabrás con cual quedarte. ¡Pero esta es la más tradicional!

Ingredientes

  • 250 gramos de mantequilla a temperatura ambiente, tipo pomada
  • 350 gramos de harina para repostería
  • 150 gramos de azúcar glas o impalpable
  • Dos huevos
  • Algunas gotas de esencia de vainilla
  • Una pizca de sal

Preparación

  • Estas galletas de mantequilla se preparan siguiendo pasos bastante similares a los anteriores. Comienza batiendo la mantequilla con el azúcar glas. Luego añades un huevo, posteriormente el otro y la esencia de vainilla hasta que te quede una crema.
  • Posteriormente, vas añadiendo la harina (y la pizca de sal), batiendo hasta que te quede una mezcla espesa, pero que se pueda meter adentro de una manga con pico rizado.
  • Forma las galletas directamente sobre la placa para horno. Lleva a horno precalentado fuerte (180°) durante unos 15 minutos. Cuando las galletas ya se tornen doradas por encima estarán listas.

Otras recetas de galletas

Pues bien, ahora ya sabes cómo hacer pastisetas o galletas danesas en casa de dos formas diferentes. ¿No te animas a probar con algunas otras recetas como las que te ofrecemos a continuación? Entonces no pierdas de vista estas buenísimas opciones.

  • De mantequilla con chips de chocolate. No hay nada más rico que comer unas buenas galletas con chispas de chocolate. Esta receta es súper sencilla y le encantará a tus niños.
  • De jengibre. ¿Adoras comer galletas de jengibre todo el año y no sólo para las fiestas? Entonces es hora de darle una buena oportunidad a esta maravillosa receta.
  • De avena, manzana y canela. Una combinación de avena, manzana y canela jamás podrá defraudarte. Por eso mismo, esta receta nunca lo hará. Sólo tienes que probarla.

Otros artículos que te pueden interesar:


Periodista. Bebedor empedernido de té verde y convencido de los remedios caseros.

Sígueme en Google+

No hay comentarios

Créditos de la imagen