¿Qué es insolación? Síntomas y tratamiento

Cómo curar una insolación en adultos, bebes y niños

¿Has estado expuest@ durante mucho tiempo al sol? Si es así, puede que te hayas insolado. Pero... ¿qué es la insolación?, ¿cuáles son sus síntomas y tratamiento? En este artículo, te diré cómo curar una insolación en adultos, bebes y niños. ¡Acompáñame!

Qué es insolación

La insolación solar se produce por exposición prolongada al sol. Quizás te hayas dormido al sol o hayas estado expuest@ por mucho tiempo, practicando deportes o diferentes actividades al aire libre. Lo cierto es que a pesar de que a menudo se habla indistintamente, de insolación y golpe de calor, no son exactamente lo mismo.

En la insolación tu organismo ya no es capaz de regular la temperatura corporal. Como consecuencia, puedes entrar shock, te puede causar daño cerebral o incluso, la muerte. De allí la importancia de que estés atent@ ante el menor síntoma.

Síntomas de insolación

En cualquier caso, tanto la insolación como el golpe de calor comparten algunos síntomas relacionados con el aumento de la temperatura corporal. Si te estás insolando, puedes experimentar síntomas tempranos de enfermedad por calor, a los que debes prestar atención. Entre ellos:

  • Calambres, generalmente en las piernas o en el abdomen.
  • Sudor excesivo y sed.
  • Fatiga

Si no prestas atención a estos síntomas tempranos, puedes llegar al agotamiento por calor, que se caracteriza por:

  • Dolor de cabeza
  • Mareos y debilidad
  • Aturdimiento
  • Náuseas y vómitos
  • Piel húmeda y fría

Los síntomas de insolación son aún más severos e incluyen:

  • Fiebre, con temperatura superior a los 40ºC
  • Confusión mental
  • Piel seca, caliente y roja
  • Respiración rápida y superficial
  • Pulso rápido y débil
  • Convulsiones y pérdida del conocimiento

En bebés

Ten en cuenta que tu bebé es especialmente vulnerable a sufrir una insolación, por lo que lo mejor serás que estés atent@ y tomes las debidas medidas de prevención. Los primeros síntomas de insolación en tu bebé pueden ser los típicos de agotamiento por calor, sed, cansancio y piel húmeda y fría. Sin embargo, rápidamente, puede comenzar a tener fiebre y otros síntomas claros de insolación, tales como piel roja, caliente y seca, pulso rápido, agitación, vómitos, respiración rápida y superficial, convulsiones, letargo y pérdida del conocimiento.

En niños

Por otra parte, los síntomas de insolación en los niños siguen la misma secuencia. No obstante, quizás se quejen de dolores de cabeza y de vientre, algo que tu bebé probablemente, sea incapaz de expresar. Los niños pequeños al igual que los bebés están más expuestos. De todos modos, debes estar atent@ y prevenir una posible insolación, ya que tus pequeños no se darán cuenta hasta que no se sientan muy mal.

Cómo curar la insolación

¿Te preguntas cómo curar la insolación? Pues bien, es importante actuar rápido, por lo que a continuación, te diré cuáles son los primeros auxilios, en caso que tengas que asistir a alguien que se insoló.

Primeros auxilios

  • Haz que el insolado se tienda en un lugar fresco, lejos del sol y levántale los pies con un almohadón.
  • Colócale compresas húmedas de agua fría en el cuello, la ingle y las axilas.
  • Usa un ventilador para ayudar a bajar su temperatura corporal.
  • Dále a beber una bebida isotónica o agua con sal, de a sorbos, siempre y cuando esté consciente.

Tratamiento

Si bien los primeros auxilios pueden ser suficientes en casos leves, en ocasiones, no serán suficientes como tratamiento para la insolación. Llama con suma urgencia al servicio de emergencias médicas, si presenta alguno de estos signos de shock:

  • Labios y uñas azulados.
  • Pérdida de la lucidez mental.
  • Convulsiones o pérdida del conocimiento.

En cualquier caso, no deben administrarse medicamentos para bajar la fiebre, ni ningún tipo de medicamentos, hasta tanto no los indique el médico.

Remedios para la insolación y otras enfermedades del calor

Por último, ten en cuenta los remedios caseros para la insolación que encontrarás a continuación, ya que te resultarán muy útiles tanto para aliviar los síntomas de insolación, cómo para evitar un golpe de calor, que si bien no son lo mismo, comparten muchos de sus síntomas.

  • Para evitar golpes de calor. ¿Sabías que algunos alimentos como la cebolla cruda, consumida habitualmente, puede protegerte del excesivo calor? Pues así es. Monserrat Sosa comparte en este artículo, otros remedios caseros y consejos para evitar los golpes de calor.
  • Para enfermedades del calor. Además, en esta entrevista que le realiza Juan Esteban Jorge al doctor Alonso, encontrarás los mejores remedios caseros para hacer frente a insolaciones y otras enfermedades propias del verano.
  • Para la deshidratación. Por último, ten en cuenta que la insolación va de la mano de la deshidratación y ésta puede ser fatal. De allí que no te vendrá de más revisar los remedios caseros contra la deshidratación que te comparto en el enlace anterior.

Otros artículos que te pueden interesar:


Lcda en comunicación. Apasionada de las artes plásticas y las manualidades.

Sígueme en Google+

No hay comentarios

Créditos de la imagen